Muchos comercios cerrados durante la crisis nunca volverán a abrir sus puertas, lo harán en internet

Sin duda la crisis ha trastocado a miles de comerciantes y vendedores que ahogados en deudas y experimentando la fuerte caída del consumo, no tuvieron otra alternativa que cerrar sus puertas.

Comercio Cerrado

Comercio Cerrado

Otros sin embargo, persisten en el intento con el pensamiento de sobrevivir y capear el temporal, si es que no terminan repitiendo tal desenlace.

Esta tendencia es cada vez más habitual entre pequeños negocios y comerciantes. A pesar de que no se puede generalizar debido a la amplia variedad de negocios de consumo, y que algunos siempre seguirán existiendo o al menos sobreviviendo, si es cierto que muchas calles de nuestro país antes repletas de tiendas, quedan ahora desoladas y repletas de carteles de “cerrado” o “liquidación por cierre”. Este es sin duda un presente y futuro desolador para una economía que parece no levantar cabeza.

Los pequeños negocios han sostenido nuestra economía, pero ahora resulta casi imposible o más bien propio de una hazaña el mantenerse a flote cuando además cada día el pequeño empresario es azotado con más y nuevos gastos e impuestos. Esta razón hace que muchos comerciantes, a pesar de su experiencia durante años al frente de un negocio, se resignen a volver a intentarlo si quiera, lo que nos hace pensar que muchos comercios cerrados durante la crisis nunca volverán a abrir sus puertas.

Sin embargo, las leyes de la vida y la supervivencia producen que en muchos casos, bien sea por necesidad, por vocación o por talento profesional, no falten quienes pretenden aprovechar el momento para subirse con sus negocios al carro de las nuevas tecnologías. Una tarea nada sencilla, pero que al menos puede servir como alternativa al comercio tradicional para luchar contra la crisis. El e-commerce, se presenta así como una gran oportunidad para muchos comerciantes tradicionales que ahora tienen la posibilidad de emprender un nuevo negocio con la ayuda de las nuevas tecnologías.

Hay quienes incluso van un poco más lejos sin ánimo de ser alarmistas, afirmando que en el plazo de 15 años, una gran mayoría de comercios tradicionales cerrarán sus puertas ante la evolución constante e imparable del comercio electrónico y tendencias como el showrooming. Incluso algunos estudios como el desarrollado por Amaze Generation, nos revela la opinión de los más jóvenes, quienes creen que en el futuro las tiendas serán grandes expositores de productos para comprar desde el móvil.

Si al panorama actual le sumamos los efectos de estas emergentes tendencias, nos encontramos ante un panorama difícil para quienes pretendan proliferas con sus negocios tradicionales. No todos eso sí, pero una gran mayoría se rendirá ante la evolución imparable del comercio del futuro: Online y más móvil que nunca.

Escapando de las grandes urbes, en algunas medianas ciudades y poblaciones rurales, podemos comprobar casos análogos. Tiendas que proliferan porque resulta más fácil comprar en ellas que trasladarse a la ciudad, y negocios que cierran porque ya nadie les compra o el transito comercial se ha visto reducido hasta la época en que la siesta española era un deporte nacional. Lo traumático de todo ello, es que se siguen cerrando tiendas y negocios y se seguirán cerrando sin cesar. La economía parece que no tiene pensado darnos un respiro, y para cuando llegue quizás sea demasiado tarde para volver a empezar.

Estas son algunas de las razones de peso por las que muchos empresarios están decididos a apostar por el comercio electrónico y online, que aunque tampoco pueda ser considerado ninguna panacea, es al menos un mercado que sigue creciendo y donde podemos encontrar lo que hemos terminado de encontrar. Clientes o potenciales clientes a los que ofrecer un producto o servicio sin tener que mantener las puertas abiertas solo para limpiar.

Algunas de las últimas cifras nos revelan esta realidad, el comercio electrónico en España alcanza en 2013 un nuevo récord de facturación de 2.822,6 millones de euros. Mucho camino por recorrer para equipararlo con el del comercio tradicional. Sin embargo, la compra-venta de bienes y servicios a través de Internet sigue su escala vertiginosa a nivel mundial. En este sentido, Eddie Machaalani, co-fundador y co-CEO de Bigcommerce era claro al afirmar que “los economistas no necesitan más pruebas del éxito del comercio electrónico”. Ahora… ¿usted también lo tiene claro?

LEER MAS-

Anuncios
de josealfredogutierrezv

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s